lunes, 19 de enero de 2015

Tráfico excesivamente rápido en la calle San Pedro

Desde hace ya varios meses podemos ver cómo una de las calles más largas y espaciosas de nuestro barrio se ha convertido en una especie de circuito de carreras para muchos conductores incluidos autobuses de las líneas regulares de la empresa Martín y camiones. Se trata de la calle San Pedro, quizás la más larga en extensión del barrio de la Fortuna. Atraviesa el barrio de este a oeste, uniendo la carretera que va a Leganés con la parte nueva del barrio que comienza en la calle Lisboa. De hecho su prolongación en la parte nueva se llama calle Beja aunque se podría considerar la misma calle. La longitud de esta calle es de unos 500 metros y otros 200 con la zona nueva. 



Tiene un carril por cada sentido y aunque está dentro de la población y el límite de velocidad para los vehículos está en 40 km/h podemos ver casi constantemente vehículos que transitan por ella a una velocidad superior, incluso en algunos casos por encima de 60 km/h. Y eso a pesar de que tiene 11 pasos de peatones y otros 8 en la zona que pasa a llamarse calle Beja. Además la mayor parte transcurre por zona nueva (con un alto porcentaje de población infantil y adolescente) y al comienzo se encuentra la propia Escuela de Infantil Los Patitos y hasta hace poco otra al fondo de la calle Beja (El Parque de Bubu). 

A nadie le gusta tener un radar instalado de manera permanente en el barrio de la Fortuna pero si no es esa, ¿qué otras medidas se pueden tomar para evitar que una de las calles más grandes de nuestro barrio se convierta en un circuito de carreras? ¿Quien y cómo se garantiza la seguridad de los vecinos del barrio y en especial de los más pequeños? ¿Es que tiene que suceder una desgracia para que tomemos medidas? 

No hay comentarios:

Publicar un comentario